Presentaciones

This post is also available in: English (Inglés)

La tradición de la presentación de un niño a Dios y a la Iglesia se deriva del deseo de los padres de pedir la protección divina para su recién nacido y la acción de gracias por un parto seguro.

Para presentaciones no hay celebraciones especiales en Inmaculado Corazón. Sin embargo, es más que bienvenido a unirse a nosotros en nuestras misas de fin de semana programadas para recibir una bendición sobre la presentación del niño. Se le pide que llegue 15 minutos antes del comienzo de la misa para notificar al sacerdote, y después de que la misa haya terminado, el sacerdote que celebra la ceremonia dará una bendición al niño.